Qué hacer en: Tomelloso

Tomelloso

En un lugar de La Mancha… se encuentra Tomelloso, municipio perteneciente a Ciudad Real, del cual hay constancia de que empezó a poblarse en el año 1.530, habiendo alcanzado en la actualidad alrededor de 36.800 habitantes; unos cuantos tomelloseros y unas cuantas tomelloseras. La ciudad, inmersa en pleno corazón de tierras de Don Quijote de la Mancha, bordeada por el Guadiana por Sur y Oeste, es un importante centro de producción vitivinícola, siendo la sede del Instituto de la Vid y el Vino de Castilla-La Mancha y de la Denominación Específica “Melón de la Mancha”. A parte de destacar por su esencia vitivinícola, Tomelloso se ha convertido en la población más industrializada de toda la gran Mancha Central y el principal núcleo agroindustrial de la provincia.

Destacar de Tomelloso “La Feria”, celebrada del 24 al 30 de agosto, semana durante la cual sus vecinos se echan a las calles para disfrutar día y noche sin parar, y empezar la cuenta atrás para “La feria” del próximo año. En la semana de feria se desarrollan actividades de todo tipo: espectáculo de fuegos artificiales, proclamación de reinas y damas, actuaciones musicales, atracciones en el recinto ferial, corridas de toros, jornadas agroalimentarias, entre muchas otras actividades para todos los gustos y edades.

Otra fecha para señalar es la romería en honor a Virgen de las Viñas, celebrada el último domingo de abril, declarada de interés turístico regional. Se trata de un día de convivencia, donde los tomelloseros, y vecinos de pueblos de alrededor, se desplazan al Santuario de la Virgen ubicado en un lugar llamado “Pinilla”, que está a 4 kilómetros del pueblo, para disfrutar de la compañía de la Virgen y de sus familiares y amigos.

La ciudad consta de diferentes monumentos y emplazamientos para visitar y de los cuáles disfrutar. En relación con el mundo vitivinícola, cabe destacar que Tomelloso consta con cerca de 4.000 cuevas horadadas para el almacenamiento del vino en su subsuelo, teniendo salidas al exterior por las llamadas lumbreras (son rejillas de respiración que pueden verse fácilmente en las aceras de las calles); muy recomendable visitar algunas de las bodegas ubicadas en el término municipal. Otro sitio que conocer es el Museo de la Virgen de las Viñas, situado en el Santuario de Pinilla. Además de su plaza y otros muchos sitios y rincones escondidos por la ciudad.

Para sentir que Tomelloso tiene alma de ciudad, tan sólo debes pasear por la Calle Don Víctor Peñasco o salir a disfrutar de sus numerosos bares y restaurantes, donde podrás degustar los famosos quesos manchegos y disfrutar del vino que emana de su tierra